Jueves 16 septiembre 2021 05:56

La idiosincrasia de la desorganización paraguaya

La idiosincrasia de la desorganización paraguaya
Por Raúl Coronel - Periodista

¡Es que ya nada da abasto!

Triste, no hay otra palabra que pueda definir lo que está ocurriendo ahora mismo. Más allá del horror de las numerosas muertes semanales, hoy, tenemos que soportar una organización deplorable por parte de los centros asistenciales.

Los paraguayos de 75 años para arriba, quiere vacunarse, pero no hay espacios para los mismos, no hay forma en que los sistemas sanitarios puedan ejercer poder, ya que ni siquiera existe el personal necesario para atender a los pacientes COVID, y mucho menos para lograr vacunar a las personas de la tercera edad.


Sin miedo a nada y con una verdadera e imponente decisión, ¡LOS PARAGUAYOS QUIEREN VACUNARSE! y es que, ya no damos más, por lo que al menos buscamos la forma de ponernos un poco más fuertes ante este mal que está invadiendo el mundo.

Los agendamientos, los mensajes de texto de confirmación y la tecnología en sí, no pueden hacer que la organización del paraguayo pueda enfocarse en algo tan sencillo como la vacunación de personas que buscan salvar sus vidas y adquirir un poco de inmunidad ante el temible COVID - 19. 

Esto ocurre con la población minoritaria de nuestro país, pero cuando aquellas personas de 60, 50 o 40 años puedan acceder a la vacuna, será un verdadero caos, que podría llevar a un colapso mucho mayor de contagios.

Mientras tanto, todas las autoridades sanitarias se contradicen en sus informaciones y culpan a la población por querer acceder a esta vacuna y mirando desde otro ángulo, aquellos paraguayos con "PASE VIP", ya fueron a Miami a vacunarse, sin tener en cuenta a todas las personas que ya murieron y que están con mínimo aliento de vida, para lograr acceder a las vacunas, que no son la solución, pero garantizan  un gran alivio para todos.
 

Dejanos un comentario